El CiSPren exige la revocación del fallo que beneficia a los represores